A pesar del clima, el XXVI Festival Provincial de Tango y Folklore tuvo su gran cierre

Este domingo se llevó adelante la última noche del XXVI Festival de Tango y Folklore, el cual, tras ocho años, volvió a realizarse frente al Palacio Municipal.

Allí estuvo presente el Dr. Rubén Darío Golía, quien junto a un gran número de vecinos y vecinas se acercó a disfrutar ésta última velada del festival organizado por la Asociación de Músicos Unidos de Chacabuco. La apertura de la jornada estuvo a cargo del Ballet Cahuín Cumpá, para luego llevarse adelante la presentación del cantante y músico de folklore, Emir Arabia, junto a su banda.

Tras el joven artista llegó el turno del tanguero Cesar Maciú, para luego darle continuidad al repertorio de “El Gomero Cantor”.

Desde Santiago del Estero, con integrantes chacabuquenses, también se pudo disfrutar del grupo Tinkunaku.

Antes de su gira por Europa junto al grupo musical La Juan D’Arienzo, actuó en el escenario mayor del festival Fernando Rodas, con un repertorio de tango y folklore.

Para el cierre, el violinista Kuki Errante y su banda hicieron vibrar al público presente, con un espectáculo que se desarrolló tanto arriba como debajo del escenario, interactuando con el público que acompañó a las canciones populares que sonaban. Errante agradeció a la organización de Músicos Unidos y a la gestión del Dr. Golía por volver a llevar al Festival frente al Municipio, “de donde nunca tendría que haberse ido”.

De esta forma, se dió cierre a esta nueva edición del festival, que contó con el apoyo del Municipio de Chacabuco, el Instituto Cultural de la Provincia de Buenos Aires, Provincia ART, y el Senado bonaerense, además de empresas que colaboraron para que pueda llevarse adelante.

Deja un comentario